Cultivando la creatividad

¿Te imaginas cómo hubiera sido la historia de la humanidad sin personas creativas? No tendríamos computadores, aviones, pinturas, libros, canciones, películas, construcciones, nada, no tendríamos ninguno de los inventos de los que ahora estamos tan acostumbrados y que hacen parte fundamental de nuestra vida. La creatividad, es uno de los pilares básicos de la historia de las civilizaciones; la imaginación y la voluntad son los ingredientes principales para lograr ser personas creativas.

La palabra ‘creatividad’ viene de la palabra ‘crear’, que según la RAE significa: “Establecer, fundar, introducir por vez primera algo; hacerlo nacer o darle vida, en sentido figurado”. Crear, es la más humana de las facultades. Los hombres y mujeres a través de la historia, han imaginado, han soñado y luego han creado, en un principio para sobrevivir y sortear los problemas a los que la vida los enfrentaba y luego, para volver la vida más sencilla. La creatividad nace con el ser humano, pero de nosotros depende desarrollarla o volvernos personas conformistas.

Cuando somos niños, estamos en la etapa más creativa de nuestras vidas. Lo más seguro has visto como en algunas ocasiones los niños se divierten más con sus propias manos que con un juguete costoso. Cuando estamos pequeños no entendemos el valor de las cosas materiales y por eso, es tan fácil soñar e imaginar. Cuando crecemos y nos volvemos adultos, dejamos atrás los sueños y nos convertimos en seres muy racionales. Nuestra vida a veces se vuelve monótona y sentimos que no hacemos nunca nada nuevo. Lo que deberíamos hacer, es tratar de recordar cómo éramos cuando estábamos pequeños, dejar atrás los prejuicios y crear lo que se nos ocurra por “loco” que parezca y sin importar lo que los demás piensen. Poner como ejemplo a los niños, dejar la pereza, la monotonía, el conformismo y empezar a ser creativos, a cambiar las cosas y a sentirnos útiles.

20150805-2

 

Si tienes niños pequeños en casa o eres profesor, te daremos algunas ideas para cultivar la creatividad en los niños y evitar que la pierdan a temprana edad. Además, nosotros los adultos también podemos practicar todas estas actividades y recuperar la creatividad que con el paso de los años hemos ido perdiendo:

– Deja de quedarte sentado en el mueble de la sala viendo televisión y haz tu propio programa. Agarra tu celular o la cámara fotográfica, y graba como te gustaría que fuera un magazine, un noticiero o una telenovela.

– ¡Pinta! Lo que sea y con cualquier cosa que dé color. Se valen acuarelas, crayolas, vinilos, colores, lápices, lo que te venga a la mente. ¿Quién quita que aparezca el próximo genio de la pintura?

– Imagina que viajaste en una máquina del tiempo y ahora estás en 1820. Tienes que escribir una carta para contar todo lo que ves. ¿Cómo te imaginas esa época? Escríbele a tu mejor amigo, pero eso sí, con los medios de la época: lápiz y papel. No vale escribir con el celular, la tableta o el computador.

– Las manualidades siempre serán la mejor manera de entretenernos cuando no tenemos muchas cosas importantes que hacer. Crea figuras con origami, haz collares y pulseras, decora tu cuarto con cuadros hechos por ti mismo.

– ¿Y si aprendemos a tocar un instrumento? Está comprobado por la ciencia, que la música trae cientos de beneficios para la salud mental y el bienestar del cuerpo. Esos beneficios se multiplican, si somos los que producimos la música con cualquier instrumento. Nunca es tarde para aprender a tocar alguno y ten la seguridad de que te volverás más creativo cada vez.

– Jugar es una de las actividades más importantes en el crecimiento de los niños, despierta la imaginación y mejora la inteligencia. Esta, es tal vez la mejor idea para mantener la creatividad viva en los niños. Inventa juegos, toma los que ya conoces y cámbiales las reglas, juega a ser un súper héroe o un monstruo. Jugar es indispensable y muy importante.

Las posibilidades para incrementar la creatividad son infinitas. Lo importante, es nunca dejar entrar a tu vida ni el aburrimiento ni la monotonía. La creatividad, amplía todos los límites.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *